Lissavetzky romperá con el Ayuntamiento por no contar con la oposición

(Fuente: Europa Press. 28 noviembre 2011)

El portavoz socialista en el Ayuntamiento de Madrid, Jaime Lissavetzky, ha advertido este lunes de "un antes y un después", incluso una "ruptura" en las relaciones con el Gobierno de Alberto Ruiz-Gallardón, por el tratamiento dado a la oposición en la cuestión de las competencias impropias y si los 'populares' no aceptan la comisión no permanente que propondrá en Pleno para estudiar el asunto de las duplicidades.

Minutos antes de que Gallardón iniciase su comparecencia en la comisión de duplicidades que se está llevando a cabo en la Asamblea, el socialista ha tachado de "poco inteligente" que el regidor en este asunto "no haya tenido en cuenta la opinión de la oposición". "Si hay que ir a la Asamblea para enterarse de lo que piensa el alcalde pues se va", ha señalado Lissavetzky, visiblemente molesto.

En rueda de prensa, el portavoz socialista ha comparado la situación del cambio en la arquitectura municipal, cuando el Gobierno no se ha acercado a la oposición, con otros asuntos, como la candidatura olímpica. "Entonces los teléfonos sonaban sin cesar para conocer nuestra postura", ha recordado después de añadir que el reparto de las competencias supone "una cuarta parte del presupuesto del Ayuntamiento".

"Me da igual que (Gallardón) esté con la cabeza en otra parte, no se puede hacer esta marginación a la oposición", ha remachado tras añadir que con esta actitud no queda nada del discurso de "entendimiento" del que hizo gala el primer edil en la investidura de junio.

El Empleo, excluido de la ruptura

El concejal ha lamentado que de algunos asuntos, ya sea el reparto de Metro, de las escuelas infantiles o de las bibliotecas, se han enterado a través de los medios de comunicación. Es por eso que ha advertido de una posible ruptura de relaciones --de la que quedarían excluidos los acuerdos sobre empleo-- "por el tratamiento que (el Gobierno) está teniendo con la oposición".

Por otro lado, Lissavetzky ha alertado de una posible subida en las tarifas del Metro o pérdida de calidad al ser una competencia que quedará totalmente en manos de la Comunidad. "Cuando decíamos lo del 'catastrazo' nadie nos creía, por eso anuncio que no me extrañaría un 'tarifazo'", ha advertido.

Y es que, con el proyecto de presupuestos municipales en la mano, se puede comprobar la rebaja en 159 millones de la subvención que hacía el Ayuntamiento al Consorcio Regional de Transportes para financiar el Metro aunque en las cuentas de la Comunidad "no está" dicha cantidad. "No figura en los presupuestos de la Comunidad y hay una menor subvención (municipal), por lo que eso lleva a una bajada de la calidad o a una subida de los precios", ha apostillado.

Lissavetzky, por otra parte, ha anunciado que el PSOE ha puesto en manos de la justicia la decisión del equipo de Gobierno de no permitir la comparecencia del presidente de Metro y delegado de Hacienda, Juan Bravo, en el Pleno de septiembre, donde querían que explicase para dar cuenta de la situación económica de la empresa. Los socialistas dan este paso para evitar que el Ayuntamiento se convierta en un "cortijo a la hora de tomar decisiones".

 

Boletín recopilatorio año 2020

Siguenos

No visible desde la Red Municipal